Pages Navigation Menu

Hacia una etnografía digital

FC (2010. Das Museum.

Solo cuando se tiene en cuenta el comportamiento y se sitúa en el contexto de la situación material concreta podemos comprender las fuerzas que provocan que se piensen determinadas ideas y no otras.
Marvin Harris. Teorías sobre la cultura en la era posmoderna.

La etnografía ha sido el método empleado desde siempre para comprender otras culturas. Situada a caballo entre la antropología y la sociología, es la gran olvidada de la virtualidad, que parece que ha encontrado en la estadística y los análisis de encuestas, la única medida posible a la hora de valorar sus entornos.

Sin embargo, las tomas de requerimientos a los futuros usuarios, que nos parecen indispensables a la hora de abordar el diseño de cualquier comunidad virtual que aspire a tener éxito (entendiendo por ello la consecución de los objetivos que impulsaron su creación), no son otra cosa que el inicio de un completo estudio etnográfico que nos permita obtener una fotografía realista y fiel del objeto de estudio. A ello seguirá la gestión de la comunidad, que debe incluir siempre la participación abierta, o encubierta, del gestor en la comunidad y el análisis de los flujos relacionales que se den en la misma, de modo que se adquiera un óptimo conocimiento de su comportamiento social, su lenguaje, su actitud ante el conflicto, sus mitos e incluso sus vínculos emocionales.

Esto nos permitirá trazar un mapa de conexiones que, superpuesto al que obtendremos gracias a los datos de actividad, nos facilitará una radiografía de la red relacional que nos permitirá organizar la información hasta obtener un conocimiento holístico y a la vez pormenorizado del entorno virtual.

Internet ha apartado la etnografía del mapa de disciplinas aplicables a su estudio y, sin embargo, nunca antes fue tan sencillo y viable desde el punto de vista económico que el investigador se trasladase al lugar donde tiene lugar la interacción entre los sujetos de estudio, los observase y aprendiese sus códigos, para poder así hacer después una interpretación refinada de los datos obtenidos mediante otras disciplinas de análisis.

En ese contexto, que el estudio de los entornos diseñados “a medida” del usuario, se realice gracias a una etnografía digital, que rescate lo metodológicamente aprovechable de la etnografía tradicional y, en base a la experiencia, cree un nuevo sistema de valoración del éxito o fracaso de los entornos virtuales, me parece algo no solo deseable, sino necesario.

4 Comentarios

  1. Hola, Francesca:
    Aquí me ves, poniéndome al día de los posts de amigo/as y admirado/as. Esta entrada me pilla en pleno proceso de terminar de escribir una sobre Antropología. Sabes que es un tema que me mola, por el vínculo que guarda con el Design Thinking y la innovación.
    La Etnografía sentó las bases para el desarrollo de técnicas muy eficaces de trabajo de campo que heredó después la Antropología. En mi opinión, creo que si hablamos del impacto que tiene esto en el diseño y gestión de CoPs, hablar de “Antropología digital” puede encajar mejor. Me explico. Si no hay un estudio de diversidad cultural por medio, de modelos de CoPs en distintas culturas (“etnias”), preferiría hablar más de “Antropología” que de “Etnografía”, aunque al final nos vamos a entender seguramente.
    En cualquier caso rescato lo que me parece que es tu mensaje fundamental: la importancia de los “métodos cualitativos” de investigación para el diseño y gestión de modelos participativos.
    Un abrazo, compi…

    • Hola Amalio, me gusta que hayas visto justo ese punto de controversia escondido que tenía la entrada. Supongo que por preferencias personales me inclino más a analizar el comportamiento del grupo (no necesariamente étnico, el origen de la palabra no debe limitarnos, yo pienso más en grupos culturales y ni siquiera los imagino estáticos ni exclusivos para la persona cuando traslado la idea a Internet), que el del individuo, pero es que creo también que este no es un mundo de llaneros solitarios.
      Si en el mundo presencial la psicología no nos puede explicar los acontecimientos históricos actuales y hay que recurrir a la sociología, estudiar el mundo virtual desde el punto de vista del estudio del hombre… a Internet venimos a conversar y si no venimos a eso, lo hacemos más pronto que tarde ¡este es el reino de la interacción! Por eso me inclino por la etnografía.
      Pero tienes razón, en realidad me conformaría con una antropología digital. El caso es que las personas que diseñamos y gestionamos estos entornos dejemos de “decir” y “hagamos”, que demostremos nuestra confianza en los métodos cualitativos, mostrando análisis cualitativos a la hora de hablar de resultados. Pero no, los métodos cualitativos son más trabajosos y al final, en vez de enseñar un bonito dato de actividad, lo que haces es ponerte a hablar de comportamientos, conexiones, flujos… Pero lo cierto es que sin eso, ni siquiera podemos asegurar que el análisis de los datos cuantitativos sea fiable ¿no crees? De modo que sí, antropología o etnografía, llegados a este punto casi que son lo mismo: ¡hagamos algo! lo que sea pero ¡algo! :-)
      ¡Un abrazo!

  2. En el mundo de los blogs Adolfo Estalella ha realizado etnografías digitales superinteresantes…pero es cierto poquito más por aquí a destacar (al menos que yo conozca claro)
    Saludos!

    • Hola David,
      Veía a Estalella más como antropólogo, pero al leer tu comentario he buscado por aquí y me encontrado una publicación suya: Ensamblajes de esperanza. Una etnografía del bloggear apasionado, que me apetece leer; tiene razón, los bloggers somos un grupo que empieza a tener una cultura propia.
      Pero es cierto, hay poquito. Y es que, en línea con la conversación abierta con Amalio, tendemos a estudiar al hombre… pero luego el susto (o la alegría) nos la da el grupo.
      Un abrazo, David.

Dejar un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*


3 − = 1

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>